profesionales

Fotógrafos profesionales y fotografía amateur conviven continuamente, ¿dónde está la frontera entre una y otra?

¿Por qué los fotógrafos profesionales valen la pena?

La mayoría de los consumidores de fotografías profesionales se sienten satisfechos después de adquirir un producto profesional, sin embargo, de vez en cuando existe algún novato comprador que duda si el esfuerzo en la compra de productos profesionales merece la pena.

Y ahí es cuando, se tiene que dar de cuenta que la fotografía profesional realmente vale la pena.

El valor de la fotografía,no se justifica sólo por el precio de las cámaras, las licencias de los programas de edición, los impuestos, el coste de los traslados, el precio de la formación continua, etc. el valor de la fotografía está en lo imprescindible que se vuelven algunos resultados de la fotografía.

Ruínas profesionales

Vamos a plantearnos un desastre natural, nos vale cualquiera de los múltiples casos con los que nos castiga la naturaleza a los humanos de forma continua, los terremotos, los ciclones, etc. cualquiera de ellos genera una catástrofe de sensaciones desproporcionadas, y os revelo una curiosidad, ¿sabéis cual es el elemento que antes se intenta rescatar en dichos desastres cuando toda tu casa está destruida?, ….si, efectivamente las fotografías, siempre se intenta rescatar aquellos recuerdos más importantes y siempre son imágenes capturadas por un fotógrafo profesional (la foto de la boda, la de aquella reunión familiar, aquella imagen del acto de graduación, etc.).

¿En ese momento a alguna fotografía se le puede poner precio?, no sólo se le exige que haya capturado toda la esencia del momento, que haya captado todo el sentimiento que provoca ese recuerdo, y eso no se hace solamente teniendo una cámara fotográfica, eso lo puede conseguir el arte de la fotografía profesional.

Fotografía recuerdos de boda

Sabemos que al final del día, de todas nuestras “posesiones”, son nuestros recuerdos los que más atesoramos y ponemos el valor más alto. Las fotos representan nuestros recuerdos. Las imágenes desencadenan nuestros recuerdos como si nada más en la tierra tuviera la capacidad de conseguirlo.

Nuestros recuerdos no pueden ser reemplazados con cualquier cantidad de dinero o bienes materiales.

Se puede decir a los clientes de los fotógrafos profesionales, que tengan en cuenta, que cuando un fotógrafo entrega impresiones personalizadas con las imágenes de sus seres queridos, estos son ahora sus tesoros “invaluables” para siempre, “estas son ahora las cosas más valiosas que poseen“.

¿Qué es un fotógrafo profesional?

Soy un fotógrafo profesionales una frase que se escucha con mucha frecuencia cuando alguien tiene una cámara réflex de fotos.

8 de cada 10 personas con una réflex digital se refieren a sí mismos como fotógrafos profesionales. ¿Estamos de acuerdo en es consecuencia?, es decir ¿alguien que tenga una réflex digital ya es un fotógrafo profesional?.

cámara profesional

Lo lógico sería preguntar, ¿qué hace a un fotógrafo convertirse en un profesional?”.

Tal vez una pregunta más importante es, ¿qué tiene de grande ser un fotógrafo profesional?, no se debería ser muy crítico y exigente con dicha respuesta, pero gran parte del trabajo que un verdadero fotógrafo profesional genera es bastante corriente y falto de estilo, mientras que la fotografía de los considerados amateurs es impresionante en muchas ocasiones.

Como conclusión última, queda la pregunta ¿quién debe y quién no debe ser considerado un profesional?.

Fotografía con smartphone

Recientemente un prestigioso diario internacional organizó un concurso fotográfico exclusivo para aficionados, evidentemente las bases deberían identificar perfectamente quien es un fotógrafo amateur o quien no es un fotógrafo profesional.

Las bases de este diario definió como fotógrafos profesionalescualquiera que gane más del 50 por ciento de sus ingresos anuales gracias a la fotografía“.

Para los amantes de las matemáticas, está claro que esta definición tan comprobable y real es muy buena. Esto quiere decir que si una persona gana 50 y factura 25 de su faceta fotográfica, ya es un fotógrafo profesional. ¿Estáis de acuerdo, alguien que la mitad de su facturación provenga de la fotografía, ya lo catalogamos como fotógrafo profesional?.

Facturas fotográficas

Profesionales vs amateurs

Las palabras tienen sentido, y vivimos en un mundo donde casi todo el mundo con una cámara se identifica como un profesional. Es importante tener en cuenta que no estamos hablando del fotógrafo principiante. Estamos hablando de hombres y mujeres que toman en serio su fotografía. Lo siguiente es una cita simple, pero vital que recientemente me encontré con JP Danko: “Muchos de los llamados fotógrafos amateur crean algunas fotografías bastante asombrosas (echen un vistazo a la mayor parte del trabajo en 500px), y muchos de los llamados fotógrafos profesionales entregan algunas fotografías bastante malas a sus clientes (véanse los retratos del equipo olímpico de Estados Unidos). Por lo tanto, no creo que haya realmente una diferencia de calidad definible”.

Creo llegar a la conclusión, de que la diferencia entre fotógrafo profesional y amateur no está en la calidad de su trabajo.

Podemos estar de acuerdo que considerar profesional a aquel que tenga un 50% de ingresos de la fotografía puede ser una definición demasiado simple, sin embargo, se presenta en casi todas las investigaciones y análisis que se han consultado.

Como conclusión diré que existen una serie de características o requisitos imprescindibles que un fotógrafo tiene que poseer para ser considerado como profesional.

Sitio web: los fotógrafos profesionales deben tener un sitio web con galerías organizadas, que muestren los tipos de fotografías en los que se especializan.

Si eres un fotógrafo de retratos, los clientes potenciales deben ser capaces de ver más de veinte ejemplos de la calidad de tu trabajo. Si usted hace bodas, la nueva pareja debe ser capaz de ver ejemplos de diferentes bodas. De esta manera el cliente puede ver un “cuerpo de trabajo” y examinarlo por su consistencia y calidad. Un fotógrafo que sólo muestra cinco retratos en Facebook a un cliente potencial no es definitivamente un profesional. Facebook es una herramienta valiosa, pero sólo en que sirve para llevar clientes a la Web profesional del fotógrafo.

Seguro: un fotógrafo profesional debe tener seguro de responsabilidad comercial. Deberías estar lidiando con contratos, no con apretones de mano, así que el seguro es esencial.

Logros: un fotógrafo profesional debe tener “algunos” de los siguientes:

1. Publicar su trabajo en una revista, periódico, etc.
2. Organizó y dirigió una excursión fotográfica, con un grupo de aficionados a la fotografía.
3. Han desarrollado una muestra fotográfica con su trabajo.
4. Haber recibido el reconocimiento en un concurso nacional de fotografía.
5. Haber sido presentado en un taller fotográfico.

Dinero: el 50% es un umbral, pero es flexible, dependiendo del número de los cinco criterios que posee el fotógrafo. Un profesional que acaba de empezar, probablemente debería hacer lo suficiente para alimentar el hobby, ¿el fotógrafo está haciendo lo suficiente para pagar la cámara y los lentes?. Esto sería lo mínimo que se debe considerar que se facture. La pregunta final es, “¿puedo vivir de mi fotografía como profesional?”

Con cualquier profesión, siempre es mejor omitir los adjetivos. Por definición, puedo ser profesor de química. Pero nunca me referiría a mí mismo como un maestro inspirador de químicos. Los adjetivos son para que los estudiantes cataloguen, y créanme, hay días en que llamarían cualquier cosa menos inspirador a un profesor.Fotografía creativa

En cuanto a la fotografía, deja que el espectador analice el trabajo y lo adjetive convenientemente. Si les encanta, enhorabuena, si no les gusta, podemos usar esa crítica para auto reflexionar sobre nuestra fotografía. Su punto de vista, puede ser válido, y tenerlo en cuenta, podría permitirnos a nosotros como fotógrafos crecer y expandirnos como artistas.

Lo principal aquí, es no preocuparse por las etiquetas auto-impuestas. No dude en permitir que el público describa su trabajo. Fotógrafos como Peter Hurley, Joe McNally y Scott Kelby nunca se refieren a sí mismos como fotógrafos profesionales, simplemente dicen “soy fotógrafa“.

Todos amamos lo que hacemos. La diferencia es que o lo vendemos o lo regalamos. Nadie en el mundo real se preocupa de que a veces, con etiquetas auto impuestas, corremos el riesgo de ser pretenciosos. A todas las personas les importa la calidad de nuestro trabajo, y nuestro trabajo es esforzarnos constantemente para mejorar esa calidad. Deja que el mundo te describa.

Los 10 mejores fotógrafos de la historia

Si queremos ser reputados profesionales, es evidente que deberemos aprender de los mejores.

Si queremos tomar fotografías verdaderamente memorables y en movimiento, podemos aprender algo estudiando las imágenes de fotógrafos famosos. Algunos de los artistas más queridos han fallecido, pero algunos todavía nos deleitan con sus fotografías.

La siguiente lista incluye algunos de los fotógrafos más famosos que aún impactan nuestras vidas hoy en día. ¿Estamos ante los 10 fotógrafos más profesionales de la historia?, …si leíste todo el artículo, tu conclusión debería ser que no existe una contestación a la misma.

1.  Ansel Adams es probablemente el nombre más fácilmente reconocido de cualquier fotógrafo. Sus paisajes son impresionantes. Alcanzó un nivel de contraste sin precedentes utilizando el trabajo creativo del cuarto oscuro. Usted puede mejorar sus propias fotos leyendo los propios pensamientos de Adams mientras crecía, cuando deseaba que se hubiera mantenido lo suficientemente fuerte físicamente para continuar su trabajo.

2. Yousuf Karsh ha tomado fotografías que cuentan una historia, y que son más fáciles de entender que muchas otras. Cada uno de sus retratos te dice todo sobre el tema. Se sentía, como si hubiera un secreto escondido detrás de cada mujer y el hombre. Ya sea que capture un ojo reluciente o un gesto hecho totalmente inconscientemente, estos son tiempos en que los humanos pierden temporalmente sus máscaras. Los retratos de Karsh se comunican con la gente.

3. Robert Capa ha tomado muchas fotografías famosas del tiempo de guerra. Ha cubierto cinco guerras, a pesar de que el nombre “Robert Capa” era sólo el nombre colocado a las fotos que Endre Friedman tomó y que fueron comercializadas bajo el nombre de “Robert Capa”. Friedman sintió que si no estuvieras lo suficientemente cerca del tema, entonces no recibirías una buena fotografía. Él estaba a menudo en las trincheras con los soldados, cuando él tomó las fotografías, mientras que la mayoría de los otros fotógrafos de la guerra tomaron las fotos desde una distancia segura.

4. Henri Cartier-Bresson tiene un estilo, que lo convierte en habitual en cualquier lista de los mejores fotógrafos. Su estilo ha influenciado indudablemente tanto la fotografía, como la de cualquier otra persona. Fue uno de los primeros en usar la película de 35mm, y por lo general disparó en blanco y negro.

5. Dorothea Lange tomó fotografías durante la gran depresión. Ella tomó la famosa foto de una madre emigrante, que se dice que es una de las fotografías más conocidas de la historia. En la década de 1940, también fotografió los campamentos japoneses de internamiento, y estas fotografías muestran momentos tristes de la historia americana.

6. Jerry Uelsmann creó imágenes únicas con fotografías compuestas. Siendo muy talentoso en el cuarto oscuro, usó esta habilidad en sus colages. Nunca usó cámaras digitales, ya que sentía que su proceso creativo era más adecuado para el cuarto oscuro sin el uso de estas.

7. Annie Leibovitz hace finos retratos fotográficos y es más bien conocido por su trabajo con Vanity Fair y la revista Rolling Stone. Sus fotografías son íntimas, y describen el tema de forma precisa y talentosa. No tiene miedo de enamorarse de la gente que fotografia.

8. Brassaï es el seudónimo de Gyula Halasz, y era muy conocido por sus fotografías de gente común y corriente. Él era la prueba más clara, de que usted no tiene que viajar lejos para encontrar temas interesantes. Usó gente común para sus composiciones, y sus fotos siguen cautivando.

9. Brian Duffy fue un fotógrafo británico que trabajó en el mundo de la moda en los años sesenta y setenta. Perdió su interés fotográfico en un momento y quemó muchos negativos, pero luego nuevamente comenzó a tomar fotos un año antes de morir.

10. Jay Maisel es un famoso fotógrafo moderno. Sus fotos son sencillas; no usa iluminación compleja ni cámaras sofisticadas. A menudo sólo usa una lente en las sesiones que prepara para tomar fotografías, y le gusta tomar fotos de formas y luces que encuentra interesantes.

Por supuesto, hay otros fotógrafos famosos que pueden ser parte de una lista de los 10 mejores. Hay mucho que aprender en el arte y la artesanía de la fotografía y de los que más nos inspiran.